• Ordre du chaos, lunettes humaines

    Ordre du Chaos

       (1) Le Créateur ordonnant le chaos.

       http://cloud1.todocoleccion.net/tc/2012/12/13/34661514_12670311.jpg

     

      Nota : Titre qui prête à confusion, tant l'ordre peut être synonyme de commandement supérieur (et non d'ordonnancement). Pas de références précises à cette très belle représentation. Plus tard peut-être. Le chaos, très animé, a des airs de cerveau, que la boule contenante, le ballon de verre (des alchimistes) rend étrangement humain...

      Xavier GRALL en lecture, Patrick BURENSTEINAS écouté en boucle (sans concentration sérieuse / ça vient), nous allons emprunter quelques pages encore non la fine et poreuse frontière (la peau) mais de plus franches relations entre obscurité et lumière, grâce à un blog espagnol passionnant, d'une iconographie éblouissante (merci à Pedro ESTEBAN, peintre).

        ["Componer se entiende como conjuntar las distintas partes o elementos de tal manera que se vea como un todo, como una misma cosa u obra. Ahora bien, recuerdo la queja del GOETHE romántico sobre que una obra de arte no se compone como un collage francés, como un corta y pega sin ton ni son, sino que la obra artística brota como una fuente de no sé sabe dónde y luego fluye a través del curso del artista creador, de un proceso. Estaríamos, por lo tanto, delante de dos concepciones de la composición casi contrarias : la romántica y la clásica, o si se quiere : la antigua y la moderna. Vamos a intentar a continuación establecer sus diferencias principales. 
     
        ¿ Por qué en las pinturas llamadas clásicas casi siempre existen dos planos distintos, uno que aparece y otro -estructural- que permanece oculto, y que sólo logramos ver si estudiamos matemáticamente la composición ?
     
        La respuesta a ésta pregunta está implícita en una antigua imagen : un Cosmocrátor (Señor del universo, del tiempo y del espacio, que sustenta el cosmos y cuya luz irradia sobre un mundo que él mismo crea ex nihilo) utilizando un compás, ordenando el caos orgánico con un instrumento de geómetra (1).
     
       Si el Creador pone orden en el Caos, su creatura - hecha a su imagen y semejanza - debe o debería hacer lo mismo, al menos si quiere acercarse y no alejarse de Él. Sólo que, de normal, la creatura o hombre no es capaz de ver más allá de las apariencias, del mundo visible ; necesita de la razón para traspasar la casi infranqueable frontera de lo invisible, necesita unas gafas que, cegando lo visible, le permitan ver mentalmente la realidad que no se ve a simple vista.
     
       Hasta este místico objetivo se podría llegar a través de lo físico, pero es menos dificultoso y ha sido más habitual en la historia llegar por la puerta metafísica. La matemática que llamamos pura se inventan justamente para llegar al CREADOR no a través del mundo visible sino por el atajo metafísico. Las matemáticas puras son unas gafas ahumadas que nos permiten saber que el sol sólo es un círculo.
         El humo negro de las matemáticas son sus axiomas inventados (números, figuras geométricas, etc.) y a partir de los cuales, y por medio del razonamiento lógico, deducimos modelos teóricos con los cuales vislumbramos una minucia del misterio cósmico, Un ejemplo: el modelo matemático de sistema solar de KEPLER que partía de los cinco poliedros regulares pitagóricos (...)."]
     

        Source : http://lapinturaenespanna3.blogspot.fr/

    « Genèse, six jours de créationSéparation de la lumière des ténèbres »